Reseñas

El Club De La Lucha – Chuck Palahniuk

No tengo reparo en admitir que soy un completo ignorante de las referencias de la cultura contemporánea. No he visto ni una entrega de la saga de ‘Star Wars’, no he leído a Tolkien, ni tampoco he escuchado ninguna canción de Coldplay. Quiero pensar que estas influencias fueron sustituidas por ‘El Milagro De P. Tinto’, los libros de Dulce Chacón y la adrenalina de Barricada. Sin embargo, me niego a ser esclavo de la autenticidad y la marginación cultural. Por eso, me lancé al rin de El Club De La Lucha, novela de culto internacional.


Así pues, en mis trayectos de tranvía de casa al trabajo y de vuelta de la frustración a la autocomplacencia, devoré la obra más relevante de la producción de Chuck Palahniuk. Sus páginas me sacudían hasta el borde del noqueo. El estilo es directo, avivado por las frases cortas y las repeticiones certeras. Las escenas se sucedían de forma vertiginosa. Tan pronto asistía a la reunión de un grupo de apoyo para pacientes de cáncer testicular como fabricaba bombas caseras compuestas de parafina y napalm. El grado de absorción era tal, que miraba a mi alrededor tratando de no revelar cada una de las reglas del club. “No se habla del club de lucha fuera del club de la lucha”, repetía para mí. El desenlace resultó un giro argumental maestro, el cual terminó por significar mi propio K.O.

Sobre interpretaciones existen numerosas teorías: la crítica a la figura de la masculinidad contemporánea, una sátira salvaje sobre la sociedad capitalista o un desdoblamiento de personalidad fruto de una gotera psiquiátrica. Me gustaría entender el relato como una metáfora sobre la monotonía cotidiana y la crisis existencial de los hombres que rozan la cuarentena, pero es una quimera sin importancia que merece la pena mantener en vilo.

Lo que más admiración me produce de la obra es la manera en que el autor utiliza su propia experiencia. Este material es deformado convenientemente y sobre él se cimenta una ficción apabullante y sin fisuras narrativas. De nuevo, no hay mejor inspiración que mirarse al ombligo. No hay mejor retrato de la sociedad que fotografiarse a uno mismo.



———————————————- 
Ficha TécnicaTítulo: El Club De La LuchaAutor: Chuck Palahniuk.Páginas: 240.Editado por: Debolsillo. Año de publicación: 1996.
Comprar

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s