Reseñas

Rizzoli: La vera storia di una grande familia italiana

En el 75 aniversario de su liberación del fascismo, echo de menos a mi amada Italia. Dos semanas después de dejar sus contradicciones, la inmensidad de su cultura y su paulatina decadencia, la literatura me acerca a su historia contemporánea. Momentos antes de dejar Calabria, di un pequeño paseo por su aeropuerto fantasma. Allí encontré un quiosco, cuyo tendero contaba con resignación que abría sin clientes. De una pila de libros amontonados entre golosinas y periódicos, pedí recomendación mientras la megafonía apremiaba a dirigirme urgentemente al embarque. El argumento de que al padre del amable vendedor le había encantado me convenció para comprar la sugerencia.

El ejemplar se trataba de Rizzoli: La vera storia di una grande familia italiana. Mediante el intercambio de cartas de sus dos autores, Nicola Carraro y Alberto Rizzoli, el libro repasa la apasionante historia del alzamiento y caída del imperio familiar. El argumento supone una triste analogía del devenir italiano del siglo pasado, que pasó de la decadencia del fascismo y la segunda guerra mundial, a los años del milagro económico, desembocando en la decadencia nostálgica que sume al presente de la nación transalpina.

La obra se centra en la figura del patriarca y fundador del imperio: Angelo Rizzoli. De familia humilde, creció en un orfanato fantaseando con tener un futuro como el de la clase acomodada de su Milán natal. El espíritu emprendedor de ‘Il Commenda’, como era conocido, le llevó de trabajar en talleres de imprenta a fundar el sello Rizzoli Editore, el cual formaría la mayor empresa de comunicación italiana, incluyendo medios como Corriere della Sera o La Gazzetta dello Sport. La pujanza de Rizzoli le haría probar fortuna en el mundo del cine, produciendo, entre otras, La Dolce Vita de Federico Fellini.

Una de las anécdotas que ilustran el genio y carácter de Angelo Rizzoli es la forma en que escogía a los escritores que editaba: nunca leía los libros, tan sólo se limitaba a hablar con ellos. Su intuición le llevaría a cumplir su sueño de niño y la humildad dio paso al lujo, relacionarse con la clase política y el mundo del espectáculo, poseer yates, hoteles y un sinfín de bienes. Además de acumular prestigio y pertenencias, la prosperidad alentó a la envidia, la arrogancia, la codicia, inversiones fallidas, deudas y disputas familiares, suponiendo la caída del imperio. Casi a nivel de profecía, antes de fallecer, ‘Il Commenda’ advertía a sus nietos que la empresa no se mantendría si no era con unión y sin depender de los bancos.

La cercanía y sinceridad de la novela se erige en un paradigma de la decadencia de un sistema que parece colapsar en estos días. A pesar de la maravilla de las páginas leídas, no puedo evitar pensar que quizá la mía fuera la última copia que voló desde aquel quiosco calabrés. Espero que historias como la de la familia Rizzoli no caigan en el olvido y nos condene a repetir los mismos errores.

Sí, dejar el precio es muy cutre!

2 comentarios sobre “Rizzoli: La vera storia di una grande familia italiana

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s